Entradas etiquetadas como “catering

Resbalones, tropezones y caídas en hostelería

Agosto, una de la tarde en un chiringuito de playa a rebosar de veraneantes.

–Apunta, Manolo, una de calamares, dos de bravas, otras dos de puntillas, tres de chopitos y otras tres de navajas. ¡Rápido, rápido, rápido!

-¡Oído cocina!

-Cuatro cañas, tres mostos, tres vermuts, dos refrescos y cuatro botellines de agua. ¡Venga, venga, venga!

Seguro que a más de uno le resulta familiar esta escena. Pues bien, según un estudio publicado en la revista Ocupational and Environmental Medicine, quienes trabajan con prisas resbalan casi 3 veces más que quienes lo hacen a un ritmo normal. Además, este informe advierte de que caminar por un suelo sucio eleva el riesgo hasta 14 veces.

La mayoría de los accidentes producidos en el sector de la hostelería, la restauración y el catering podrían evitarse si se identifican y eliminan los riesgos que acechan en el lugar de trabajo. En el caso del sector Horeca pueden ser de varios tipos, pero los resbalones, tropezones y caídas provocan el mayor número de accidentes laborales.

Los suelos resbaladizos por salpicaduras de agua, grasa o aceite, o de restos de comida son los principales culpables. Y si el calzado que se lleva es inapropiado, el peligro se agrava. El riesgo también aumenta si se va demasiado deprisa o si se corre.

Por ello, os ofrecemos esta serie de recomendaciones para evitar más de un disgusto:

  • Las zonas de trabajo y las de paso deben estar ordenadas y limpias. Hay que eliminar los obstáculos.
  • En estas zonas deberá colocarse el pavimento más idóneo, antideslizante y fácil de limpiar, sobre todo en la cocina.
  • Se debe evitar que se produzcan charcos, goteras o derrames que, en su caso, deberán secarse lo antes posible.
  • El calzado debe ser el adecuado al puesto de trabajo.
  • Mantener una buena iluminación.
  • Las puertas de los hornos, lavavajillas, armarios, etcétera deben permanecer cerradas.
  • No correr.
  • No subirse a sillas, cajas o barriles para alcanzar los objetos situados en alt. En su lugar, utilizar siempre escaleras de mano.
  • Se debe subir y bajar de cara a la escalera.
  • Colocar señales de seguridad para advertir a los trabajadores de los peligros a los que están expuestos.
  • Prestar atención a las áreas que no están a la vista, como congeladores, salas de refrigeración y almacenaje, zonas de carga y descarga, y al espacio que hay detrás de las barras. Allí son frecuentes los accidentes por deslizamiento.

Más información: Agencia Europea para la Seguridad y la Salud en el Trabajo

Imagen: flickr

 

 

Anuncios

Protege tus pies en la cocina y el comedor

Aunque parezca que no, son muchos los riesgos que conlleva trabajar en un restaurante.

Algunos de los motivos por los que hay que utilizar un calzado adecuado en la cocina y en el comedor son los siguientes:

  •  Los utensilios caen atraídos por la fuerza de la gravedad, lo que hará que nuestro pie sea objetivo de cuchillazos, cacerolazos u otros agentes malévolos. Un calzado con puntera de protección en los dedos, resistente a impactos, proporcionará una mayor seguridad.
  •  Una mancha de aceite o grasa, suelos mojados o restos de comida pueden hacer que resbales fácilmente pegándote un gran “talegazo”. Para tener mayor estabilidad es recomendable calzado con suela antideslizante , confortable y ligero, con zonas para evitar resbalamientos y evacuar líquidos.
  •  Las cocinas son espacios húmedos con un gran número de aparatos eléctricos y utensilios metálicos por lo que la amenaza de una descarga eléctrica se acentúa en la cocina. La solución es el uso de calzado antiestático.
  •  Los contagios de agentes biológicos en la cocina no son muy comunes pero hay que prevenirlos. La posibilidad de lavar tu calzado y el uso de tejidos y pieles antibactericidas te proporcionarán un óptima protección ante gérmenes y bacterias.
  •  Uno de los accidentes más comunes en la cocina es la salpicadura de aceite o algún otro líquido caliente. La solución que proponemos para proteger tus pies es la utilización de calzado hidrófugo y transpirable con pieles que repelen la penetración de líquidos
  •  Además, ser cocinero o camarero supone estar muchas horas de pie. Para evitar la fatiga, dolores musculares o la aparición de varices es conveniente utilizar calzado confortable con forma ergonómica, con ausencia de humedad y capacidad de transpiración.

En Robusta hemos estudiado mucho los riesgos asociados a este sector y la forma de eliminarlos o minimizarlos, diseñando un calzado que se ajuste a las necesidades de cocineros y camareros.

En el siguiente enlace podrás ver nuestro catálogo dirigido al sector de la hostelería y la restauración que tiene en cuenta todo lo anteriormente mencionado.
www.cateringfootwear.com