La biomecánica, la gran aliada del calzado de seguridad


Modelo Travertino, para cuerpos de seguridad

La Biomecánica aplicada en Calzados Robusta aporta, sin duda, un alto valor añadido a la prevención de riesgos laborales en el sector del calzado. ¿Qué conseguimos con ella?

  • Diferenciarnos de nuestros competidores al conseguir un producto reconocido por su calidad.
  • Un mayor confort para el usuario, al estudiar aspectos como la termorregulación, la transpiración, la distribución de presiones de pisada, etc.
  • Aplicar criterios de salud al calzado gracias al análisis y diseño de plantillas y zapatos para diferentes tipos de pisada (pronador-neutro-supinador) y bipedestación, con efecto masaje y de activación del riego sanguíneo.
  • Aumentar al máximo la seguridad al investigar nuevos materiales y sistemas de protección.
  • Mejorar la eficiencia biomecánica del producto con el fin de disminuir la fatiga y las molestias sobre el usuario a corto, medio y largo plazo. Para ello se disminuye la actividad muscular y los patrones de movimiento de los miembros inferiores y de la espalda que podrían producir esa fatiga.

La Biomecánica aplicada a riesgos laborales sigue una metodología que se integra por completo en el proceso de desarrollo del nuevo producto y que se retroalimenta y vincula directamente con otras fases del desarrollo, marcadas por el styling (diseño de estilo), el branding (diseño de marca), o el engeneering (diseño mecánico).

Realizamos cerca de 250 pruebas biomecánicas diferentes con las que se puede medir y evaluar con precisión magnitudes como las presiones plantares, las temperaturas de contacto, las vibraciones, los patrones de movimiento 3D, los patrones de esfuerzo y fatiga muscular, y la deformación raquídea entre otros. Todas estas pruebas son novedosas y únicas en su aplicación al subsector del calzado de seguridad.

Esta tecnología se compone de sistemas de captura de movimiento corporal 3D, sistemas de medición de la actividad muscular, equipos de captura termográfica y sistemas de captura del nivel de fuerza real ejercido en cada pisada. Con esta tecnología se realizan:

  • Análisis de presiones, según la presión plantar de la pisada.
  • Análisis térmico, según la distribución de temperaturas en el pie y en el calzado.
  • Análisis de actividad muscular y patrones de movimiento 3D de marcha.

Por separado, cada una de estas informaciones carece de relevancia y significado. Cuando las combinamos y evaluamos las repercusiones y efectos reales del calzado sobre el sistema músculo-esquelético a corto, medio y largo plazo, podremos definir su aptitud ergonómica para los fines de nuestros desarrollos y para las personas que los vayan a emplear. Así, en Robusta implementamos un calzado optimizado desde el punto de vista de la salud, la seguridad y el confort.

Autor: Adelardo Arechavaleta

Director adjunto del departamento de Calidad e I+D de Calzados Robusta

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s